Tiempo de lectura: 3 minutos

En este espacio ya hemos hablado sobre cómo la tecnología ha cambiado la forma en que nos hacemos cargo de la seguridad. En esta línea, una de las aristas relevantes en la actualidad es cómo proteger nuestro vehículo particular. ¿Sabías que la tecnología GPS no solo puede ayudarte a obtener la ubicación de tu vehículo, sino que también a intervenir en su funcionamiento mecánico e incluso detenerlo? Esta y otras preguntas las que responderemos en esta nueva edición del Securitymag de First Security.

Hasta hace poco los GPS eran utilizados solo para controlar la ubicación de un vehículo y la forma en que eran conducidos, especialmente en el rubro del transporte de cargas. Sin embargo, los GPS han ido evolucionando, integrando otros servicios, tales como el control de temperatura de las cargas y el control del gasto de combustible, para el mundo empresarial y otros específicos para el segmento residencial, asociados principalmente a la seguridad, convirtiéndose en aliados para atacar los robos de vehículos.

Nuevo aliado para la seguridad de los vehículos particulares.

En tiempos donde lamentablemente el robo de vehículos es pan de cada día y los portonazos son una amenaza permanente, el contar con sistemas de seguridad que permitan recuperar el vehículo, sin necesidad de exponer la vida, es una necesidad presente. Ante esto, existen servicios que a través del uso de un GPS que resuelven justamente ese problema. Esto, porque incorporan la posibilidad de detener el vehículo a distancia, obligando a los ladrones a dejarlo. Hay otros sistemas que incorporan botones de pánico e incluso algunos que incorporan cámaras. Sin embargo, la necesidad primera es poder detener el vehículo a  una distancia lejana al lugar del robo, para no exponerse ante los delincuentes, ubicarlo y recuperarlo. Algunos sistemas permiten que el usuario detenga el vehículo desde su celular. Esa solución tiene tres inconvenientes: 

  • ¿Qué pasa si dejaste el celular en el vehículo?
  • ¿Cómo opera el sistema para detener el vehículo?. ¿Se detiene aunque vaya en movimiento, a gran velocidad, con el riesgo de provocar un accidente con consecuencias mayores o se detiene cuando el vehículo disminuye la velocidad?. ¿Estás preparado para hacerlo?.
  • Ok, lo detuviste. ¿Te atreves a ir solo a buscar el vehículo?. ¿Llamarás a Carabineros?.

Ante lo anterior, existe la solución de que una Central de Monitoreo te apoye ante el robo, pudiendo tomarte un tiempo para respirar y llamar desde cualquier teléfono para solicitar que ubiquen el vehículo, lo detengan y den aviso a Carabineros.

Instalación e implementación de un sistema de seguridad con GPS para tu vehículo.

Existen dos métodos para implementar un sistema GPS de seguridad en tu automóvil.

Uno, el más inseguro, es conectando un dispositivo plug and play a la computadora del vehículo, siendo más propenso a que un ladrón lo encuentre y desconecte con facilidad. Además, que este equipo tiene la imposibilidad técnica de programar la detención remota del vehículo.

El otro método, que es el que te recomendamos, consiste en instalar el dispositivo detrás del tablero del auto, un lugar de muy complejo acceso.

¿Qué más puedes hacer con un GPS en tu vehículo particular o familiar?

Muchas familias cuentan con un vehículo compartido por más de un miembro o también está la situación en que los hijos usan el vehículo de uno de los padres. Ante eso, el contar con un GPS en el vehículo te puede permitir revisar la velocidad a la manejan los otros usuarios, comprobar si el vehículo se dirigió donde te dijeron que se dirigiría e incluso configurar alertas. Útil, ¿verdad?. 

Nuestra recomendación final es a que tengas presente que tu vida es más importante que cualquier cosa. En ningún caso opongas resistencia o te enfrentes con los delincuentes. Y si cuentas con el sistema de seguridad para tu vehículo, ante un robo por sorpresa o portonazo, relájate y actívalo.

En First Security contamos con el servicio Seguridad Móvil, con Central de Monitoreo 24/7 para apoyarte ante un robo o portonazo. Basta con llamar, desde cualquier teléfono, e informar del incidente para uno de nuestros operadores se haga cargo y, a través de protocolos internos, ubique el vehículo, lo detenga y comunique a Carabineros para que se constituya en el lugar. El sistema queda instalado detrás del tablero para dificultar su acceso por parte de los delincuentes. Conoce más de este servicio en https://firstsecurity.cl/soluciones-residenciales/seguridad-movil/