Tiempo de lectura: 2 minutos

En materia de seguridad, existen diversos dispositivos para prevención y protección de los negocios y hogares, pero sin duda uno de los mecanismos más funcionales, resulta ser uno de los más clásicos. Las cámaras de seguridad, o circuito cerrado de televisión, son mucho más que solo una serie de equipos instalados para generar imágenes que puedan ver un determinado grupo de personas. En esta nueva edición de nuestro Securitymag, recogeremos lo esencial sobre los CCTV y por qué son tan importantes.

El avance de la tecnología, como ya hemos visto, ha permitido que se desarrollen muchos tipos de CCTV. Existen desde alternativas analógicas hasta digitales o desde cableado tradicional hasta inalámbricos. Si bien los equipos suelen ser básicamente los mismos (cámaras, lentes, cables y un monitor), existen importantes diferencias en su forma de operación. A nivel de funcionamiento, las cámaras reciben las imágenes y las envían a personal calificado. También puedes verlo en tiempo real con dispositivos o equipos dedicados a ello.

Hoy por hoy existe equipamiento más moderno que permite que una grabación comience en el momento exacto en que se percibe movimiento. Esto permite ahorrar espacio de almacenamiento durante el tiempo que la zona protegida está inactiva. ¡Incluso envía notificaciones por correo electrónico o SMS. Por supuesto, con conexión a internet podrás acceder a las imágenes desde tu dispositivo móvil.

Por otra parte, los monitores pueden ser compartidos por varias cámaras. Muchos dividen la pantalla en cuatro o más partes para observar qué sucede en tu hogar o tu negocio de manera simultánea. Otros te permiten seleccionar qué cámara deseas monitorear. Claro, las tecnologías actuales permiten conectarte de manera múltiple en el control de tu sistema de cámaras de seguridad.

Algunos datos y securitips sobre los CCTV:

  • La supervisión y control de clientes y empleados es más efectiva con el uso de sistemas de CCTV, el apoyo de esta tarea con sistemas inteligentes hace que esta labor sea muy sencilla con poca cantidad de personas.
  • Las áreas de cobertura son más extensas reduciendo los gastos de vigilancia y siendo más efectivos en cuanto a la seguridad.
  • El control de las pérdidas por robos es más efectivo y no solo porque las personas saben que están siendo grabadas, sino también porque fácilmente se descubre a los culpables al revisar las grabaciones.
  • Las acciones delictivas quedan grabadas y pueden ser utilizadas como evidencia de delitos en juicios o acciones legales o despidos justificados de empleados que cometen irregularidades.
  • Los análisis de los motivos que originan fallos en la producción de empresas son corregidos al revisar los vídeos e identificar los motivos que las originan evitando que vuelvan a ocurrir.

Es muy importante contar con un sistema de cámaras de seguridad para tener el control de zonas específicas del hogar o del negocio. Por esto, en First Security te recomendamos implementar cámaras para resguardar tu negocio o tu hogar. Es un sistema útil y accesible económicamente. La respuesta al porqué tener o no un sistema de cámaras de seguridad queda resuelta. Los clásicos son clásicos por algo.